Crónica concierto Mark Knopfler

Mark Knopfler santiago 2010

Noche calurosa la que vivimos el pasado miércoles 28 de julio en el Multiusos Fontes do Sar, en Santiago de Compostela, lo que no detuvo a las 9.000 personas que se dieron cita para ver en directo a Mark Knopfler, que venía presentando su sexto disco en solitario “Get Lucky” .

Entre el público, gente de todas las edades, desde los nostálgicos fans de Dire Straits, hasta jóvenes que esperaban ver al mito, ya que no se presentaba esta oportunidad en Galicia desde hacía quince años.

El músico escocés demostró que a sus 61 años tiene cuerda para rato y es que es uno de esos artistas que se han ganado la fama de grandes a pulso.

Eran más de las 22.00 Horas, y la expectación crecía por momentos, sobre todo cada vez que algún técnico pululaba por el escenario y daba a entender que todo iba a comenzar, pero no fue hasta las 22,15 cuando Mark Knopfler y su banda aparecieron en el escenario.

Comenzaron con Border Reiver, de su último disco, le siguieron Waht it is, Sailing to Philadelphia, Coyote y Hill farmer´s blues. Después de esto, un guiño a Dire Straits con Romeo and Juliet, guitarra resonadora en mano, que cambió casi al final del tema por su “estrato” roja, con una pequeña cámara instalada en el clavijero y nos permitió ver en una pantalla situada detrás del escenario, los mágicos dedos de Mark Knopfler deslizándose por el mástil con esa suavidad que le caracteriza y que dió paso a la tan esperada Sultans of Swing, con la que el público enloqueció y muchos nos trasladamos mentalmente a años pasados. Le siguieron Done with Bonaparte, ya con aire folk en el ambiente , Marbeltown y Speedway at Nazareth, para volver a atacar con el clásico Thelegraph road, donde pudimos disfrutar de un solo de guitarra de casi diez minutos.

concierto Mark Knopfler santiago 2010

Parecía que el final se acercaba, pero aún quedaban los bises y le tocó turno al mítico Brothers in arms, donde se pudo ver alguna que otra lágrima entre los asistentes, y So far Away, para despedir con Piper to the end, de su último trabajo.

En lo que respecta al sonido, opiniones diversas entre el público, desde el que aseguraba que sonaba espectacular, hasta el que exigía la devolución del dinero de la entrada, y es que los que conocen el multiusos Fontes do Sar, saben que es un edificio con una acústica difícil, aunque en mi opinión, todo estuvo a la altura de las circunstancias.

Gran espectáculo, sin duda para los amantes de la buena música que perdurará en nuestra memoria mucho tiempo.

Por: Rafa Millares

octubre 20, 2010 · Posted in Conciertos, Crónicas de conciertos  
    

Comments

Comments are closed.